El “contado con liquidación”, que es un dólar de referencia para las empresas y que se negocia a través d ela compraventa de activos bursátiles, retomó la tendencia alcista pasadas las 15 horas y fue negociado a un récord de $305 pesos a través del bono Global 30 (GD30C). El MEP alcanzó los 294 pesos.

La fuerte suba de cuatro pesos se dio después de que el presidente Alberto Fernández responsabilizó a los que compran dólares para viajar y transfieren divisas legalmente al exterior por el aumento del dólar. Durante un acto en Museo del Bicentenario de Casa Rosada, el mandatario sostuvo que Argentina no es solamente “un lugar donde los turistas compran dólares para viajar y hacen subir el dólar blue, ni tampoco el lugar donde algunos especuladores con el contado con liquidación hacen subir el dólar y a todos nos intranquiliza”.

En “contado con liqui” a través del GD30C se operaban a las 16:45 unos USD 3 millones en ByMA (Bolsas y Mercados Argentinos), mientras que los negocios con dólar MEP trepaban a USD 22 millones con el GD30C y el AL30D. Al cierre bursátil, el “contado con liqui” se pactó a $305,04 y el MEP, a 293,81 pesos.

En tanto, tras cuatro alzas consecutivas, que llevaron al dólar libre a precios máximos históricos el viernes pasado, hoy el billete restó dos pesos, para ser ofrecido a 291 pesos. El dólar libre sostiene un alza de 53 pesos o 22,3% en lo que va de julio. Al mediodía el billete verde llegó a ser ofrecido a 289 pesos.

El dólar mayorista ganó este lunes 66 centavos, a $128,91 para la venta. La brecha cambiaria con el dólar libre se asienta en 125,7%, mientras que con el “contado con liqui” llegó a 137 por ciento.

“Acá hay un problema político. Pero cuidado, porque el problema político y la crisis económica se exacerban entre sí y tenés un escenario más que complicado. No tengo la menor idea si el dólar tiene un techo, pero si esto sigue así, la inflación va a ser creciente y el dólar en consecuencia la va a ir acompañando porque la crisis política va a ser mayor cada vez más”, evaluó el analista financiero Luis Palma Cané, por FM Milenium.

Después de cinco sesiones sin efectuar ventas, el Banco Central debió cubrir más de la mitad de la oferta en la plaza mayorista, donde se negociaron USD 251 millones en el segmento de contado (spot), para finalizar con un importante saldo vendedor de 130 millones de dólares.

En lo que va de julio, la autoridad monetaria mantiene un saldo neto negativo por su intervención en el mercado de cambios del orden de los 771 millones de dólares. En lo que va de 2022, acumuló compras netas en la plaza mayorista por unos USD 1.071 millones, un monto que representa el 14,5% del saldo neto a favor obtenido en el mismo lapso del año pasado, que acumulaba unos USD 7.366 millones al 18 de julio de 2021.

Las reservas internacionales brutas disminuyeron en la semana USD 308 millones y finalizaron en 40.143 millones de dólares.

“Entendemos que resultaría clave poder exhibir acumulación de reservas genuinas, a fin de empezar a restablecer la confianza, pero las medidas tomadas no lucen suficientes para lograrlo . Si no se encara una progresiva adecuación cambiaria, se corre el riesgo que se produzca en forma abrupta por la difícil situación económica y social”, indicó VatNet Financial Research en un reporte de mercado.

Fuente: elcomercial.com