Elon Musk se mantiene como la persona más rica del mundo. Según la revista Forbes, el valor neto de todos sus bienes se ubica en los 219.000 millones de dólares gracias al éxito de Tesla y a sus innovaciones espaciales a través de su empresa SpaceX.

No debe extrañar que la vida del multimillonario esté repleta de lujos, si bien él mismo dijo en una charla TED que mantuvo con Chris Anderson que no era propietario de mansiones ni yates, y que ni siquiera que se tomaba vacaciones. Pero sí admitió poseer aviones privados, gracias a los cuales puede aprovechar el tiempo y trabajar más.

Infobae detalló tiempo atrás cómo es uno de los jets privados de Musk que adquirió en 2004, cuando todavía no era considerado un multimillonario, sin embargo, con el correr de los años, el magnate adquirió nuevos y mejores jets y ahora va por el más lujoso y moderno de todos.

Según reveló Austonia, Elon Musk realizó un pedido para adquirir el último avión de Gulfstream -la empresa especializada en aviones privados de ultra lujo-, el G700, que reemplazará a su actual jet G650, avión que se hizo célebre gracias a la cuenta de Twitter “ElonJet”, que se dedica hace poco más de un año de rastrear todos los vuelos de las aeronaves personales del multimillonario.

El nuevo G700 sería entregado en manos de Musk a comienzos de 2023, y según se pudo saber, su precio de mercado parte de los 78 millones de dólares. Según el fabricante se trata del jet privado con “la cabina más espaciosa de la historia”, cuenta con capacidad para 19 pasajeros y puede volar a un altitud máxima de más de 15.500 metros de altura, superando a otros aviones del segmento lujo.Sumado a ello, el novedoso avión puede volar hasta 13.890 kilómetros sin recargar combustible, lo que le permitiría, por ejemplo, volar sin escalas entre Austin (sede de Tesla) hasta Hong Kong. Todo esto es posible gracias a sus dos motores Rolls Royce que además le permiten viajar a una velocidad máxima de 0,925 mach, es decir 1.142,19 kilómetros por hora.

En cuanto a sus comodidades, el nuevo G700 puede configurarse con un máximo de 5 salones diferentes, cuenta con dos baños, asientos que se convierten fácilmente en camas ergonómicas ubicados al lado de ventanas ovaladas panorámicas, “las más grandes de la aviación de negocios”; una habitación privada con una cama para dos personas y baño en suite; un salón donde puede colocarse fácilmente un televisor; una cocina con todo lo necesario para prepararse una comida completa y guardar las bebidas frescas; además de la más alta tecnología para disfrutar de todo el entretenimiento, de hecho la empresa ofrece sin cargo sus sistema “Jet ConneX Ka-band Wi-Fi” que brinda una cobertura confiable de alta velocidad para todas las necesidades de los viajeros.

Por otra parte, el jet de ultra lujo G700 cuenta con la galardonada plataforma de vuelo “Symmetry” que ofrece una alta seguridad gracias a sus palancas laterales de control activo, y un sistema de pantallas táctiles intuitivas que se combinan con la inteligencia a bordo Phase-of-Flight que reduce la carga de los pilotos así como el tiempo de puesta en marcha de la aeronave.

Acorde a su posición como el hombre más adinerado del planeta, Elon Musk está a punto de hacerse de uno de los aviones más modernos, lujosos y avanzados del mundo por nada más que 78 millones de dólares. El magnate ahora podrá aprovechar más su tiempo y viajará sin ninguna preocupación para llegar descansado a su destino y, como él lo indica, seguir trabajando sin interrupciones.

Fuente: elcomercial.com