El acuerdo entre Twitter y Elon Musk suma un nuevo capítulo. La adquisición fue demorada tras los requisitos impuestos por Musk sobre la falta de información sobre la cantidad de bots inmersos en la red social. Tras semanas de espera, la red social ha decido compartir la información sobre el contenido solicitada, mientras permanece latente la venta por un valor de u$s44.000 millones.

La medida tiene como objetivo terminar el enfrentamiento con el multimillonario que amenazó con retirarse de su acuerdo para comprar la red social a menos que la compañía proporcione acceso a los datos que son importantes ya que podría influir en los ingresos publicitarios de la empresa. En el medio, crecen las especulaciones de que Musk está buscando una excusa para renegociar o abandonar el acuerdo a medida que se enfría el mercado tecnológico.

Según The Washington Post, que cita una fuente familiarizada con la situación, la información podría proporcionarse esta semana. La compañía de San Francisco también les dijo a los empleados internamente que espera realizar una votación de los accionistas sobre el acuerdo a principios de agosto.

Los abogados de Musk dijeron el lunes que “resistir activamente y frustrar sus derechos de información”, esto constituía un “claro incumplimiento material de las obligaciones de Twitter” que permitiría a Musk “rescindir el acuerdo de fusión”.

Una persona cercana a la junta directiva de Twitter dijo que el equipo de Musk había solicitado previamente acceso a los datos de la manguera contra incendios, pero que su equipo se había mostrado previamente reticente a aceptar los acuerdos de confidencialidad y otros términos de privacidad estipulados para quienes acceden a ellos.

Un portavoz de Twitter se negó a comentar, pero dijo: “Twitter ha compartido y continuará compartiendo información de manera cooperativa con Musk para consumar la transacción de acuerdo con los términos del acuerdo de fusión”.

El portavoz reiteró una declaración anterior de que la compañía “cree que este acuerdo es lo mejor para los intereses de todos los accionistas” y “tiene la intención de cerrar la transacción y hacer cumplir el acuerdo de fusión al precio y los términos acordados”. Musk aún no respondió.

Fuente: ambito.com