El ministerio de Defensa de Ucrania parte de la base de que el presidente ruso, Vladímir Putin, tratará de desplazar a sus tropas “lo más posible” fuera de los límites del Donbás, para poder presentarlo como una victoria el día 9 de mayo, aniversario de la derrota de la Alemania nazi.

“Su objetivo es bastante claro: empujar a las fuerzas ucranianas más allá de las regiones de Donetsk y Lugansk y mantener el corredor terrestre a la Crimea ocupada”, afirmó el portavoz de Defensa, Alexander Motuzyanyk, en declaraciones al canal RBC-Ucrania.

 Esa es la victoria que Putin “tratará de vender a su sociedad”, añade, tras haber fracasado en su “plan A”, que a juicio de Kiev era la invasión de todo el país.

Sin embargo, advierte el portavoz, Rusia no se contentará con eso, sino que intentará extender luego su ofensiva hacia otras regiones, como Kherson.

El presidente ucraniano, Volodímir Zelensky, confirmó el lunes por la noche el inicio de la gran ofensiva rusa, que venía perfilándose desde hacía unas semanas, concentrada ahora en el frente este y cuyo objetivo es hacerse con todo el control del Donbás.

En paralelo, Rusia mantiene el asedio sobre Mariúpol, ciudad estratégica en los planes de Moscú para poder tener un corredor terrestre hasta la anexionada Crimea.

En medios ucranianos se considera que Putin quiere presentar esa “victoria” sobre el Donbás coincidiendo con el desfile de la Victoria del 9 de mayo, día en que Rusia celebra la derrota sobre la Alemania y la Capitulación del Tercer Reich.

El presidente de Rusia, Vladímir Putin, preside una reunión sobre la economía del país a través de una videoconferencia en una residencia a las afueras de Moscú, Rusia 18 de abril de 2022.

Fuente: elcomercial.com