“Rusia es un importante país miembro (del G20) y ningún miembro tiene derecho a expulsar a otro país”, dijo a la prensa el portavoz de la diplomacia china Wang Wenbin. 

El gobierno chino, cercano al Kremlin y con el que comparte una hostilidad clara hacia Estados Unidos, se abstuvo de condenar la invasión de Ucrania.

 Este mismo miércoles, el gobierno ruso confirmó la intención del presidente Vladimir Putin de asistir a la cumbre. “Dependerá de muchas, muchas cosas, incluida la situación del covid-19, la cual está mejorando. Hasta ahora, su intención es que quiere ir”, señaló la embajadora de Rusia en Yakarta, Lyudmila Vorobiev.

El martes, Jake Sullivan, consejero del presidente estadounidense Joe Biden para cuestiones de seguridad, mencionó la posibilidad de que Rusia fuera excluido del G20, cuya próxima reunión se celebrará en noviembre en Bali, Indonesia.

Los países occidentales preparan nuevas sanciones contra Rusia y se reunirán el jueves en Bruselas en tres ámbitos diferentes: la OTAN, el G7 y una cumbre europea.

Vladimir Putin y Xi Jinping.

Fuente: elcomercial.com