Rusia ha instalado un sistema S-300 en la base de Al-Tabqa en la provincia de Al-Raqa (norte sirio), donde fueron desplegadas en su día las fuerzas de EE.UU.

El opositor Observatorio Sirio de Derechos Humanos (OSDH) informó del despliegue de un sistema de defensa aérea S-300 en el aeropuerto de Al-Tabqa, donde fueron desplegadas las fuerzas estadounidenses después de proclamar la expulsión de los terroristas de Daesh, recogió el domingo el diario Ashraq Al-Aswat, con sede en Londres (la capital británica).

Según la información, Al-Tabqa “actualmente se considera una base militar y una ubicación importante para Rusia en el campo de Al-Raqa”.

Expertos, citados por el medio, aseveran que el despliegue del sistema S-300 en el norte sirio permite a Rusia monitorear los movimientos militares en la zona.

Un sistema de misiles ruso S-300 exhibido en un lugar no revelado en Siria.

En octubre de 2018, Rusia finalizó la entrega de los sistemas S-300 a Siria, en un intento para reforzar la capacidad de la defensa aérea del Ejército sirio ante los bombardeos enemigos y aumentar además el nivel de seguridad de los militares rusos presentes en el país levantino.

El Ejército ruso trasladó a finales de 2018 sus sistemas antiaéreos S-300 del oeste de Siria a la provincia oriental de Deir Ezzor, cerca de las posiciones militares de EE.UU., lo que constituía un desafío para las fuerzas de la llamada coalición anti-Daesh comandada por Estados Unidos, desplegadas en la parte oriental del río Éufrates sin la autorización del Gobierno de Damasco.

Sin embargo, las esferas de influencia militar cambiaron en la zona después de que el entonces presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ordenara la retirada de las tropas norteamericanas del norte sirio.

De hecho, tras la salida de las fuerzas de EE.UU. del norte de Siria, Moscú y Damasco comenzaron los preparativos para llenar ese vacío.

Desde entonces, Rusia vino enviando refuerzos militares a la zona, ante la ausencia de las fuerzas estadounidenses y, especialmente, por los consecuentes choques entre los grupos armados respaldados por Turquía y la milicia kurdo-árabe Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), apoyada por EE.UU.

Fuente: hispantv.com