La Secretaría de Comercio Interior, que encabeza Roberto Feletti, realizará cambios en el congelamiento de precios para que pueda llegar a los comercios de proximidad, como almacenes, kioscos, autoservicios o supermercados chinos, en donde se realizan más de la mitad de las ventas de consumo masivo. Hasta el momento, estos negocios no pudieron retrotraer ningún precio, mientras que en las grandes cadenas de supermercados el acatamiento al congelamiento tuvo un cumplimiento de entre 67 y 100%.

Si bien la resolución 1050 que estableció el congelamiento de 1400 productos se publicó hace más de una semana, todavía no se vio reflejada en los comercios de proximidad. Por ese motivo, este miércoles Feletti se reunió con los mayoristas, que son las que abastecen a estos negocios.

El funcionario les pidió que retrotraigan los precios de los productos que contiene la nueva canasta al valor del primero de octubre, y que lo mantengan durante 90 días. “En la comercialización de las provincias, las cadenas de supermercados no tienen el peso que tienen en las áreas metropolitanas”, estableció Feletti en conferencia de prensa.

Así, cada mayorista operará con los precios con los que contaba el primero de octubre, y no con el listado que fue publicado en el Boletín Oficial, que establece precios de venta al público por distrito. De esta manera, como los comercios de barrio compran en los mayoristas, se veían imposibilitados de cumplir el congelamiento.

En las últimas horas, Débora Giorgi, subsecretaria de Comercio Interior, recibió a Fernando Savore, representante de la federación almacenera, y a Yolanda Durán, de la cámara empresarial de supermercados chinos. Los comerciantes manifestaron el interés de formar parte del congelamiento, para mantener precios “competitivos”. Aunque según pudo saber este diario, de no cumplir con el congelamiento, quedarán por fuera de multas o clausuras.

Si bien durante el fin de semana, almacenes y supermercados chinos del conurbano bonaerense recibieron inspecciones, tendrán un control diferenciado. Los enviados de los municipios y de las organizaciones sociales, en caso de encontrar productos con precios distintos al listado, pedirán las facturas de compra de mercadería, y la sanción se trasladará al distribuidor o al mayorista. “Los comerciantes minoristas no tienen nada que temer”, afirmó Feletti.

En diálogo con este diario, Savore del sector almacenero afirmó que por el momento no cumplirán el congelamiento: “Apoyamos esta medida, pero así, no podemos cumplir. El azúcar el mayorista la cobra $69 y la tengo que vender a $69, no me dan los costos. Tampoco van a poder clausurar a uno porque sino tienen que cerrar los 26 mil comercios de la provincia de Buenos Aires”.

En la misma línea, Duran, del sector de supermercados chinos, agregó: “Nos encantaría ser parte, pero nos dijeron que no quedamos encuadrados dentro del programa”. Por otro lado, desde los comercios de barrio revelaron que está la idea de relanzar el plan Super Cerca, donde los precios quedan impresos en el packaging, para que pueda efectivamente cumplirse. “En vez de 70 productos como estaba, podría tener más de 100”, contó Duran.

Distinto es el caso de los supermercados. Según datos de la Secretaría de Comercio, el cumplimiento llegó al 100% en Carrefour, Disco, Jumbo y Vea, y a 99% en Coto, en las sedes del Gran Buenos Aires. De menor cumplimiento fue Día, con un 90%, por “el tamaño de la superficie”, justificó Feletti. El menor acatamiento se dio en Walmart, hoy Changomás, donde llegó al 62% en Buenos Aires y 77,5% en Capital. Esta cadena, del empresario Francisco De Narváez, tuvo más de 25 inspecciones desde el viernes.

En otra de las reuniones que se mantuvieron este miércoles en la Secretaría de Comercio, con los supermercadistas nucleados CAS y FASA, Giorgi les aseguró que se mantendrá “sin alteraciones” el listado del congelamiento, en lo que se refiere a los productos y sus precios, pese al fuerte reclamo empresarial por realizar modificaciones. “Salvo en casos específicos”, difundieron las cámaras. “A partir de los planteos sobre la gran cantidad de inconsistencias para cumplir, Giorgi pidió que le hicieran llegar información concreta de fabricantes, distribuidores o mayoristas que no se adecúen, comprometiéndose a actuar”, agregó el comunicado.

Fuente: ambito.com