La salida de Angela Merkel en Alemania: el socialdemócrata Scholz llama a la calma y garantiza la estabilidad

El candidato a canciller de los socialdemócratas alemanes, Olaf Scholz, afirmó el lunes que Alemania era “estable” pese a las incertidumbres que generan las complejas negociaciones para formar una coalición, tras las elecciones del domingo.

“Deberían saber que Alemania siempre tuvo coaliciones y siempre fue estable” dijo el saliente ministro de Finanzas, en inglés. Debido a los ajustados resultados de las legislativas, las negociaciones para constituir una coalición de tres partidos podrían durar meses.

Francia, que asume la presidencia pro témpore de la Unión Europea (UE) a inicios de 2022, pidió este lunes la formación rápidamente de un gobierno “fuerte” en Alemania.

“A Francia le interesa contar rápidamente con un gobierno alemán fuerte”, dijo el secretario de Estado de Asuntos Europeos, Clément Beaune, a la cadena France 2, sobre la primera economía europea y actor clave, junto a París, de la UE.

Para el responsable francés, “en Europa, ser fuerte en solitario no sirve para nada, porque no logras reformas sobre inversiones, economía, energía, si no cuentas con socios europeos”.

El partido socialdemócrata SPD, cuyo candidato fue Olaf Scholz, encabeza las legislativas seguido, por escaso margen, de los conservadores de la actual canciller Angela Merkel, que presentaron a Armin Laschet.

Ambos se comprometieron a lograr un gobierno en Alemania para diciembre. A falta de una mayoría clara, los ecologistas y los liberales aparecen como socios claves en un ejecutivo de coalición con los socialdemócratas o con los conservadores, o con ambos.

Beaune se felicitó de que todas estas fuerzas sean “proeuropeas” y reconoció que con los socialdemócratas será “más fácil” discutir de reglas fiscales y, con los conservadores, de defensa y seguridad.

Rusia, por su parte, afirmó que espera “continuidad” en sus relaciones con Berlín.

“Por supuesto, esperamos continuidad en nuestras relaciones bilaterales. Tenemos interés en que esta relación continúe y se desarrolle todavía más”, declaró a los periodistas el portavoz de la presidencia rusa, Dmitri Peskov.

El vocero indicó que, pese a que existan desacuerdos entre ambos países, estos están “unidos por un entendimiento de que los problemas pueden y deben resolverse solo a través del diálogo”.

Alemania entró este lunes en un período de incertidumbre después de una elección cerrada en la que los dos mayores partidos defienden el derecho de encabezar la economía más grande de Europa, dejando sin definir quién será el sustituto de Angela Merkel.

Liderados por el ministro de Finanzas y vicecanciller saliente Olaf Scholz, los socialdemócratas del SPD se proyectan como ganadores con 25,7% de los votos, según resultados preliminares publicados el lunes en el sitio web de la comisión electoral.

La alianza conservadora de la Unión Cristiano-Demócrata (CDU), de Merkel, y su aliado bávaro, la CSU, encabezada por Armin Laschet, obtendría 24,1%, el peor resultado en su historia de siete décadas.

Los Verdes aparecen de terceros con 14,8%, seguidos del liberal FDP con 11,5% y el ultraderechista Alternativa para Alemania (AfD) con 10,3%.

En Alemania no son los votantes los que eligen directamente al jefe de gobierno, sino los diputados, una vez formada la mayoría.

Pero esta vez la mayoría es especialmente complicada de formar, ya que debe reunir a tres partidos – la primera vez que esto ocurre desde los años 1950 – debido a la fragmentación del voto.

Fuente: ambito.com

También puede gustarle...

error

Te gustó esta noticia? Compartela con el mundo :)