El Banco Central viene incrementando sus reservas de manera sostenida desde diciembre pasado

Tras el fuerte cimbronazo cambiario que se vivió en septiembre y octubre del año pasado el ministro de Economía Martín Guzmán y el Banco Central de la República Argentina (BCRA), capitaneado por Miguel Ángel Pesce lograron retomar el sendero de la estabilización a tal punto que la cotización del dólar y sus tipos de cambio paralelo dejaron de ocupar lugares destacados en los medios de comunicación

Este camino se refleja en la fuerte caída de las brechas cambiarias con respecto al tipo de cambio mayorista oficial que hoy se ubican en torno al 57%-65%, mientras que a finales de octubre 2020 se encontraban entre 150%-110%.

Según consignó en su último informe el Observatorio de Políticas Públicas de la Universidad Nacional de Avellaneda (Undav) la recuperación de la estabilidad “viene permitiendo al BCRA reducir el movimiento devaluatorio del tipo de cambio oficial, que durante noviembre-enero se aceleró a 3,5%-3,8% mensual, mientras que en los meses previos la depreciación venía siendo del 2,6%-2,8%. A falta de una semana para que culmine febrero, el tipo de cambio mayorista se movió un 2,1%, y de continuar con el mismo ritmo, cerrará el mes en torno al 2,7%”.

El gobierno busca que este año el dólar mayorista se mueva entre un 25%-29%, alineándolo al objetivo de cumplir con la meta inflacionaria que se propuso (29% interanual en 2021). En 2020, la devaluación del dólar mayorista fue del 40,5%.

Por otra parte, desde diciembre, las Reservas Internacionales comenzaron a incrementarse de manera más sostenida, presentando una dinámica positiva en gran parte de los días hábiles. “Tal es así -indica el informe de la Undav- que de las 51 jornadas entre el 30 de noviembre del 2020 y el 19 de febrero del 2021, en 39 días las Reservas Internacionales crecieron y solo en 12 se redujeron. Entre diciembre y enero las Reservas se incrementaron en US$ 863 millones, mientras que entre agosto y noviembre del año pasado habían caído u$s4.764 millones, fundamentalmente por la venta neta de divisas y la salida de depósitos en dólares.

La buena performance desde diciembre de las reservas “se explica en gran parte por la compra neta de divisas que viene logrando el BCRA, a partir de la continuidad de la estabilización de la brecha cambiaria, el incentivo al complejo agroexportador a liquidar (baja transitoria de derechos de exportación, por ejemplo) y la menor monetización del déficit fiscal gracias al mayor financiamiento en el mercado de capitales local (que reduce la cantidad de pesos en la economía, lo que reduce en parte la demanda de dólares)”.

Desde el 30 de noviembre, el BCRA compró divisas en 38 de 51 jornadas, mientras que en tan solo 8 días presentó un saldo vendedor neto (y en 5 mantuvo el saldo en cero). El saldo actual, hasta el 19 de febrero, es de una compra neta por u$s1.221 millones.

La Undav destaca además que “es importante señalar que también continua la estabilidad de los depósitos en dólares luego del cimbronazo cambiario de mediados de septiembre, que implicó salidas de depósitos en dólares del sector privado por u$s2.505 millones entre septiembre y octubre del año pasado”.

Y concluye que “es importante marcar que la liquidez en dólares, variable que muestra la robustez del sistema financiero nacional, sigue mostrándose muy sólida, ya que continúa incrementándose mes a mes. La liquidez total en dólares se ubicó en enero a un 79,5%, de los cuales el 59,5% se encuentra en cuentas corrientes del BCRA y el 20% en efectivo en los distintos bancos”.

Fuente: minuto1.com

También puede gustarle...

error

Te gustó esta noticia? Compartela con el mundo :)