Millones de británicos estarán bajo restricciones más estrictas por el coronavirus

A partir de hoy, millones de británicos quedaron bajo medidas más estrictas contra el coronavirus y la zona de Gran Manchester, en el norte de la región de Inglaterra, es la más afectada en esta región en esta etapa de la segunda ola de la pandemia.

Pero no es la única. La región autónoma de Gales entró en una cuarentena generalizada, similar a la implementada al principio de la pandemia, durante 17 días desde las 18 (12 hora argentina).

En tanto, desde la medianoche de hoy, la región de Gran Manchester en Inglaterra y sus 2,8 millones de habitantes se unen a Liverpool y al condado de Lancashire que habían pasado al nivel máximo de alerta, un sistema de tres niveles escalonado que dispuso el Gobierno del primer ministro Boris Johnson para Inglaterra, que se puede ajustar dependiendo del aumento de infecciones.

También la zona de Yorkshire del sur pasará a estar sujeta al nivel máximo de alerta.

En este nivel, el número 3, los pubs y bares que no sirven almuerzos o cenas tienen que cerrar y las personas que no viven juntas sólo podrán reunirse en espacios al aire libre, pero en grupos de hasta seis como máximo.

Cada una de las naciones o regiones autónomas que conforman el Reino Unido, el país de Europa con más muertos por coronavirus, estableció sus propios sistema de medidas.

Al comienzo de la pandemia, Londres sufrió la peor parte del impacto del coronavirus, pero en el último mes, el epicentro del virus se desplazó hacia el Norte, luego de un desconfinamiento escalonado iniciado en julio.

Hoy la ministra principal de la región autónoma de Escocia, Nicola Sturgeon, también anunció un sistema de restricciones de cinco niveles y advirtió que la región autónoma podría ser colocado bajo el alerta más alto, aunque prometió que las escuelas y las industrias permanecerán abiertas.

El plan de Sturgeon está sujeto a ratificación del Parlamento autónomo escocés la próxima semana, a pesar de la furiosa reacción de los comerciantes, que temen que las restricciones se mantengan indefinidamente.

Escocia ya estaba bajo otro bloqueo desde hace 15 días, que incluyó en algunas áreas, la prohibición de la venta de alcohol en bares y restaurantes.

Las medidas se prorrogaron hasta el 2 de noviembre cuando entra en funcionamiento el nuevo sistema a anunciado por la líder escocesa.

La semana pasada, otra de las regiones autónomas, Irlanda del Norte, cerró los pubs y restaurantes durante un mes y extendió las vacaciones escolares.

Tanto los Gobiernos de Inglaterra como el de Escocia anunciaron subsidios y nuevas ayudas para las empresas que enfrentan restricciones que se suman al plan de apoyo al empleo anunciado ayer por el ministro de Finanzas británico, Rishi Sunak.

El funcionario anunció nuevos fondos adicionales por 2.100 millones de libras (2.700 millones dólares) para ayudar a las empresas que no puedan tener a su personal trabajando a tiempo completo.

El Gobierno pagará hasta el 62% de las horas trabajadas.

El número total de muertos hasta ayer en el Reino Unido era de 44.347. Solo en ese día se registraron 189 fallecimientos y 21.242 casos confirmados de coronavirus.

Hoy, la Oficina Nacional de Estadísticas informó que el número R, que muestra la rapidez con la que se está propagando el coronavirus podría haber caído a 1,2 en el Reino Unido. Esto significa que está por debajo de la semana anterior cuando se estimó que estaba entre 1,3 y 1,5.

Fuente: telam.com

También puede gustarle...

error

Te gustó esta noticia? Compartela con el mundo :)