Un paciente británico con coronavirus fue sometido a un ensayo con fármacos en un nuevo intento para hallar la cura de la enfermedad

En un intento por tranquilizar a la población británica ante el avance del coronavirus en el país, el primer ministro Boris Johnson aseguró el jueves que los científicos están trabajando rápido y registrando “avances a la hora de entender el funcionamiento del virus y la enfermedad que provoca”.

En este sentido, anunció que un paciente infectado se convirtió hoy en el primero en ser sometido a un ensayo con fármacos en el marco de la búsqueda de un tratamiento que combata el virus, que ha registrado ya más de 3 mil contagios en el país.

Durante la sesión informativa diaria con la prensa, Johnson expresó: “Los expertos británicos, los científicos, esperan comenzar las pruebas para la primera vacuna dentro de un mes. Y sobre todo estamos mejorando en las pruebas”. Estados Unidos y China, por su parte, han suministrado las primeras dosis experimentales de una potencial vacuna a voluntarios. No obstante, los procesos tardarán entre 12 y 18 meses hasta determinar la efectividad de la vacuna y su eventual producción en masa.

En otro pasaje de su contacto con los medios, Johnson anticipó la compra de kits de testeos: “Para darles una idea de lo que se avecina, estamos negociando hoy la compra de una llamada ‘prueba de anticuerpos’, tan simple como una prueba de embarazo, que puede determinar si alguien ha tenido la enfermedad (…)”, agregó.

Y añadió que, si bien todavía es pronto para hacer afirmaciones respecto de su eficiencia, “si funciona como esperan que lo haga sus creadores, compraremos cientos de miles de esos test, que potencialmente pueden cambiar por completo la situación. Una vez que sabes que lo has pasado, probablemente eres menos vulnerable y lo contagias menos”, recalcó Johnson.

En Reino Unido un paciente con coronavirus está haciendo las pruebas necesarias para el desarrollo de una vacuna

Durante su exposición, el primer se mostró confiado en que se puede “cambiar el rumbo” de la epidemia de coronavirus en el Reino Unido en un plazo de doce semanas si los ciudadanos siguen las recomendaciones del Gobierno.

Sin embargo, a la pregunta de un periodista, Johnson titubeó: “No puedo decirles que a finales de junio estaremos en la pendiente descendente” de la curva de propagación del covid-19, reconoció. “No sabemos cuánto tiempo durará esta cosa”, acabó admitiendo.

Pese a que inicialmente Downing Street decidió implementar una estrategia por la cual aislaría a los grupos demográficos de riesgo -especialmente los mayores de 70 años- y promovería el contagio entre el resto de la población para lograr una “inmunidad de rebaño”, luego cambió su estrategia. Ahora sigue la de la mayoría de los países del mundo, que propiciaron el aislamiento social de la mayoría de su población.

Como consecuencia de este giro, el país se prepara para el cierre indefinido de los colegios mañana viernes, mientras Londres ha clausurado 40 estaciones de metro para tratar de contener la epidemia, si bien el Ejecutivo no ha ordenado por ahora cerrar comercios ni restringido los movimientos de los ciudadanos.

Con todo, el conservador Johnson recalcó que en el momento en que los expertos perciban que la recomendaciones “no están funcionando” se tomarán “medidas más duras”. “Nada está descartado”, dijo el jefe de Gobierno en una rueda de prensa en su residencia oficial de Downing Street.

Una mujer conduce su bicicleta en Londres, Reino Unido

El Reino Unido tenía el jueves 3.229 casos confirmados y 144 fallecidos por el covid-19, pero el país no realiza tests sistemáticos y el principal consejero científico del gobierno consideró el martes “razonable” pensar que unas 55.000 personas fueron infectadas. Según el principal médico del Gobierno, un escenario plausible vería al 80 por ciento de la población infectada y al 15 por ciento -es decir, casi 8 millones- hospitalizada durante los próximos 12 meses.

Fuente: infobae

También puede gustarle...

error

Te gustó esta noticia? Compartela con el mundo :)